PIDE UNA CITA

CONTACTO

Preserva tu fertilidad, aún si no estás segura de querer hijos

Preserva tu fertilidad, aún si no estás segura de querer hijos

Los 20 están por terminar y sin duda, la presión social aumenta; las interrogantes acerca de la pareja, la boda o los planes sobre crecer la familia resultan un tanto incomodas. ¡Preserva tu fertilidad!

Los tiempos han cambiado mucho, la economía ya no alcanza para tener el estilo de vida al que estamos acostumbradas o acercarnos un poco al que nos daban nuestros padres, las deudas y el alquiler consumen la gran mayoría de nuestros ingresos, ni siquiera hemos podido reunir lo suficiente o conseguir el crédito para pagar la hipoteca de una casa.

Ahorrar se vuelve una tarea inimaginable, mantener a un niño requeriría de esfuerzos extraordinarios que no estamos seguros de lograr. Nuestras mañanas son viajes a la oficina y el día se nos pasa trabajando, en qué momento podremos darle la atención y el tiempo de calidad que todo niño merece; cambiarle los pañales, llevarlo al colegio, hacerle el desayuno, jugar con él o leerle un cuento en la noche, no queremos ser de esas madres que dejan todas las tareas a los abuelos.

Por otro lado, muchas mujeres aún no se sienten listas para esta gran responsabilidad, todas nuestras decisiones afectarán a otra persona además de mí. Por mucho que llamemos hijos a nuestras mascotas nos queda claro que la comparación con un bebé es absurda.

Nos vemos al espejo y nos encanta como se nos ve ese vestido o el bikini, aún no estamos listas para perder ese cuerpazo por el que nos matamos horas en el gimnasio y tanto nos cuesta conseguir y mantener. No imaginamos nuestra vida sin vientre plano o con algunas estrías. Nuestro estilo de vida no coincide con la gestación de un bebé

La seguridad social, la violencia y el mundo en general nos atemoriza. Nuestro porvenir nos estresa, aún trabajamos por conseguir todas nuestras metas, el éxito profesional con el que soñamos, el auto que deseamos o el viaje que por años hemos anhelado.

Cualquiera que sea nuestra razón para retrasar tener hijos o no desearlo en la actualidad, aún somos jóvenes, en algún momento la vida nos hará preguntarnos, ¿Sí lo intentamos? Cuando sientas esa emoción al ver a un niño pequeño, cuando creas que has realizado gran parte de tus metas, consideres que tu economía puede ofrecerle estabilidad a un niño o encuentres al que sería el padre perfecto, quizás sea demasiado tarde. El cuerpo y la juventud se consumen a diario, nuestra piel se arruga y sobre todo nuestra ovulación cambia, los óvulos son viejos, la calidad ya no es tan buena y nuestra fertilidad decrece.

Tenemos la solución para esto, dentro de los métodos de reproducción asistida que existen se encuentra la vitrificación de óvulos que permite congelar de manera indefinida estás células y utilizarlas por medio de fertilización in vitro en el momento que más nos convenga.

En esta técnica se utiliza nitrógeno líquido y crioprotectores que mantienen en condiciones óptimas al óvulo, esto permite postergar la fertilidad a mujeres que, por causas personales o médicas como el cáncer, no pueden o no quieren un embarazo inmediato. Se recomienda que esto se haga antes de los 35 años, que es la edad en la que el aparato reproductor femenino empieza a envejecer.

En Procrea somos una clínica de fertilidad integral, acércate a nosotros y te contaremos todos los pormenores acerca de este proceso para preservar tu fertilidad, mantendremos en perfectas condiciones tus óvulos hasta el momento que tú lo desees, agenta una cita.

 

QUIERO MÁS INFORMACIÓN DEL TEMA

Gracias por contactárnos. Pronto nos pondremos en contacto.

Notas Relacionadas